180 años de prisión a un sujeto que acabó con toda su familia para recibir una herencia solo

Luis Eduardo Mejía asesinó a su familia con el fin de apropiarse de una herencia. Hoy, la Fiscalía con suficientes pruebas logra que sea condenado a 180 años de prisión.

Las pruebas que presentó la Fiscalía durante el juicio demostraron que Mejía planeó y ejecutó el Homicidio Agravado de su padre, hermano, abuela y madrastra, en horas de la madrugada del 18 de marzo de 2021. Totalmente repudiable para todos los salvadoreños, ya que este delincuente no tiene alma, y es mejor que pase una vida entera encerrado.

Los salvadoreños celebran que la justicia sigue imponiéndose de la mejor manera posible, ya que este delincuente no volverá a ver la luz del sol; 180 años más de una vida encerrado por cometer un delito que no pudo ni disfrutar ya que la herencia no la recibió y terminó capturado pagando por lo que hizo.